Noticias

[Paraguay] Cultura, sonrisa y esperanza en un solo lugar.



El Lunes 9 de febrero, se celebró el último día del evento más feliz y alegre del mundo, el Campamento Mundial Cultural, realizado por 7ma vez en Paraguay, el cual tuvo lugar en la Arena de la Secretaría Nacional de Deportes (SND) con alrededor de 1.000 personas siendo partícipes del intercambio cultural, a través del cual los jóvenes comparten experiencias y se desafían a ellos mismos a superar sus límites y ser líderes del mañana.

          Todas las mañanas, desde el 7 al 10 de febrero el evento tuvo un programa cargado de actividades dinámicas que consistieron en danzas, academias por las mañanas, así como turismo, juegos de búsqueda del tesoro y una serie de juegos denominada Mini Olimpiadas.            

Durante los 4 días, los participantes pudieron disfrutar de presentaciones artísticas por parte del grupo de danza de IYF, con procedencia de varios países, demostrando la cultura de cada país. Así también, durante los 4 días, se presentaron varios invitados especiales para brindar charlas motivacionales para la juventud paraguaya.

               

El mejor coro del mundo, y reconocido a nivel mundial e internacional, realizó un concierto en el cual interpretaron canciones paraguayas muy populares como “Mi Paraguay”, “Lago de Ypacaraí” entre otras. Dejando al público presente, con una alegría inmensa, y llenos de felicidad.

       

Un acto especial pudo ser apreciado cuando los alumnos del Colegio Musical Sesory pudieron cantar junto al Coro Gracias, demostrando el progreso desde su primera clase musical. Así también se dio oportunidad al anuncio de inauguración del colegio. El cual es el primero en Paraguay en poseer un énfasis escolar diferente, el cual es la música.

           

El fundador de IYF, y del Coro Gracias, el Pr. Ock Soo Park, brindó un último mensaje a la juventud paraguaya, compartiendo lo siguiente:”Los jóvenes deben ser felices. Vale la pena ser feliz. Hay un deber de ser feliz”.

Fundador de IYF, Pr. Ock Soo Park

Fundador de IYF, Pr. Ock Soo Park

El pastor Ock Soo Park entregó un mensaje de esperanza a los corazones de los jóvenes sobre el tema de “ser felices”. ¿Cómo puedo ser feliz? El pastor Ock Soo Park resolvió la respuesta a través de varios ejemplos. Hay personas que juegan bien al fútbol y que no hacen nada. Si soy futbolista, ¿a quién elegiré enseñar? A primera vista, por supuesto, le enseñaría a un buen futbolista, pero no es así. Los que ya tienen sus propios conocimientos son difíciles de aceptar el de los demás. Debido a que el fútbol requiere trabajo en equipo, no jugar solo, necesitas que alguien siga las instrucciones del entrenador. Lo mismo ocurre con el mejor coro del mundo el Coro Gracias. La educación musical del coro Gracias está vinculada a la mente. La diferencia entre el solo y el coro es que el coro debe estar unido, sin importar qué tan bien se haga solo. El pastor Ock Soo Park dijo que el coro Gracias pudo unir la mente a través de la educación mental, explicando la importancia y el efecto de la educación mental.

 

Cuanto mejor sea el futbolista, más difícil será seguir al entrenador. Sin embargo, es el efecto de la educación mental lo que me distrae y escucha al director. Esta historia también se puede encontrar en la Biblia. Lucas 2: 1–10, El vino se quedó sin la fiesta de bodas de Ghana. Cuando Jesús llamó a sus siervos para llenar el frasco con agua, dijo: “Tengo agua, no vino”. Si tienes el pensamiento, no puedes seguir a Jesús. Pero cuando disipa mis pensamientos y sigo las palabras de Jesús, puedo experimentar el milagro de convertir el agua en vino.

 

El mensaje terminó con las palabras: “Te deseo feliz. Quiero hacerte feliz. La gente feliz no comete crímenes. Tienes el deber de ser feliz. Mereces ser feliz”. Los asistentes aplaudieron y escucharon el mensaje cuando el pastor Ock Soo Park expresó su esperanza de que los jóvenes de Paraguay lideren el mundo felizmente en la cima del mundo.

          IYF es una organización no gubernamental y sin fines de lucro, la cual busca formar a los líderes del mañana, y brindarles las herramientas necesarias para su crecimiento personal.